Lo que debes saber para mantener tu jardín

Mejora la salud y la apariencia de tu jardín con estos 10 consejos.

Para mantener un jardín en buenas condiciones, debemos centrarnos tanto en la belleza como en su cuidado y mantenimiento, garantizando así un crecimiento saludable del terreno. Es por ello que este articulo os enseñará una serie de tips que harán de tu jardín un espacio lleno de luz y vida.

Ejemplo de jardín bien mantenido por nuestros profesionales

Los 10 consejos a seguir para conseguir el jardín de tus sueños.

Tipo de planta

Escoger el tipo de planta según el terreno y la época del año, con tal de adaptar nuestros recursos a sus características.

Es algo que hay que pensar y estudiar con detenimiento. El tipo de planta debe estar acorde con el entorno en el que se vive, así como su posición y el tipo de suelo.

Otros aspectos a tener en cuenta son la época del año o el tipo de cuidado que se le va a dar. Esto se debe a que no todas las plantas necesitan la misma atención, y por lo tanto se debe plantar según si se va a poder cuidar las plantas correctamente.

Espacio limpio

Limpiar el espacio antes de comenzar la plantación.

Para plantar se debe tener un espacio limpio y optimizado para ello, par que las plantas crezcan lo más saludables posible, sin ningún obstáculo ni impedimento.

Es crucial también que no haya malas hierbas alrededor de nuestra nueva planta, ya que puede dañarla, y hay que deshacerse de ellas.

Para ello recomendamos herbicidas y parecidos para terminar con las malas hierbas, siempre con cuidado y antes de plantar nuestra nueva planta.

Luz solar

Hay que colocar las plantas de una forma determinada para sacar el máximo potencial del entorno. Gracias a ello, estas podrán tener un sano desarrollo, aprovechando la luz solar lo máximo posible.

Por tanto, deberás controlar las luces y sombras que se hacen en el terreno, para así poder exponer al sol aquellas plantas que lo requieran y mantener en la sombra aquellas que puedan ser dañadas.

El abono

Los productos químicos son soluciones efectivas a corto plazo, pero es mil veces mejor para las plantas tener soluciones naturales. Siempre que se pueda se debe recurrir a soluciones naturales para alimentar y nutrir a las plantas, con abonos naturales de compuestos no químicos y sintéticos.

Si se sustituyen estos productos químicos por microorganismos naturales servirá para ayudar a las plantas a nutrirse y enriquecer la superficie, asegurando un crecimiento óptimo.

Airea la tierra

Un consejo muy útil que puede seguir un jardinero es el de introducir un palo en la tierra para hacer llegar de manera directa el aire y el agua a las raíces. De esta forma se favorece el desarrollo de la planta al recibir de forma directa dichas propiedades.

El riego

El hecho de regar las plantas también tiene una mejor forma de hacerlo que con agua del grifo o de una manguera.

Resulta mucho más saludable para las plantas reutilizar el agua de la lluvia para su nutrición. Si la planta se alimenta de esta agua de lluvia es mucho mejor para su salud, ya que las propiedades de dicha agua son mucho mejores para ella, con más propiedades y sales minerales que mejoran su nutrición.

No obstante, si no es posible recogerla se aconseja reposar el agua un par de días antes del riego.

Podar

Hay que ir perfeccionando la planta y eliminando de esta las partes en mal estado o que han muerto, como ramas secas u hojas viejas.

Hacer esto favorecerá al crecimiento de la planta y evitará el rápido deterioro de la salud de esta, además de mejorar notablemente su aspecto y evitar posibles enfermedades fúngicas que puede traer este hecho.

Control de plagas

Vigilar las plagas, así como insectos que se alimenten de la planta, parásitos, microogranismos, etc; es muy relevante para el cuidado de un jardín.

Hacerlo de una forma regular evitará que cuando se detecte una plaga o un organismo nocivo o peligroso para la planta sea demasiado tarde para salvarla.

En caso que se detecte una plaga, es recomendable utilizar productos de jardinería como insecticidas o fungicidas, con los que se podrá proteger y cuidar las plantas en un tiempo reducido, antes de que la plaga o el organismo nocivo haga que sea demasiado tarde para ser salvada la planta.

Uso de herramientas

Para el cuidado correcto de un jardín es necesario usar las herramientas adecuadas para cada acción, ya que si no se hacer de forma adecuada se puede dañar la planta.

Es importante informarse y tener conocimiento sobre cada herramienta y su utilidad, así como disponer de herramientas de calidad, ya que a la larga resultará mejor para el jardín y más barato.

Todo jardín debe disponer de herramientas como tijeras de podar, palas, rastrillos, barredores, corta césped, sopladora, etc.

Hay que cuidar el material de jardinería y tenerlo en óptimas condiciones para que dure el máximo posible, ya que ahorrará tiempo y dinero al jardinero.

Material de jardinería recomendado por profesionales, échale un vistazo!

Recurre a profesionales

El mundo de la jardinería es complejo y tiene muchos secretos y es necesario saber lo que uno hace en su jardín.

Para ello recomendamos en mayor medida el hecho de informarse bien, leer libros o artículos, ver vídeos, etc. Pero es importante informarse para aprender, y asegurar que las plantas viven saludables y tienen su óptimo desarrollo.

Es aconsejable el hecho de recurrir a profesionales para aconsejarse, o para responder a dudas que puedan surgir respecto a este campo.

En caso de no disponer de tiempo, recursos o conocimientos recomendamos contactar con expertos para que hagan el trabajo de una forma más eficiente y eficaz. En Plantarum disponemos de profesionales con mucha experiencia, capaces de transformar jardines en paraísos.

Echa un vistazo a los profesionales de Plantarum!


Con estos 10 consejos ya estas preparado para hacer de tu jardín todo un paraíso. ¡Ahora a disfrutar!

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Noticias Relacionadas

¿Qué podemos hacer por ti?

Construimos y cuidamos de tu jardín